ABOGADOS EMPRESAS - PRIMERA CONSULTA GRATUITA 91 076 66 53 [email protected]

Si vd. está leyendo este artículo, seguramente es porque le han ofrecido una GARANTIA BANCARIA (también llamadas BG, o en su defecto, una SBLC), de forma que mediante su monetización, obtendrá millones para su proyecto.

Pues bien, tenemos una mala noticia: es un TIMO.

Si Vd. quiere seguir soñando con ser millonario de manera rápida y fácil, sepa que el precio a pagar por dicho sueño será: (i) perderá el dinero que tendrá que pagar por los supuestos gastos de emisión; (ii) al cabo del tiempo, su sueño se habrá desmoronado y se sentirá muy deprimido por ver qué todo era mentira, y no entenderá cómo estuvo tan ciego de ver tantas mentiras.

Si por el contrato, quiere ahorrarse el perder ese dinero, entonces sepa que nuestro despacho lleva muchos años ayudando a empresarios como a Vd. a darse cuenta de que es un timo, antes de tener que pagar cantidad alguna.
Para ello, le adelantamos algunas características de este timo, que se repiten siempre en todos los casos que han llegado a nuestro despacho de abogados mercantiles:

(i) Le hablarán siempre en una terminología difícil de entender (BG, SBCL, DOA, MT799, MT760, Euroclear…y un largo etc. más), que forma parte de la verborrea de los intermediarios, para liarle.

(ii) Le presentarán contratos en inglés, que no tienen ningún sentido, pues dicen una cosa y la contraria; les faltan párrafos; contienen cláusulas ininteligibles, etc. Nosotros trabajamos habitualmente en inglés y sabemos cómo se redacta un contrato claro en inglés. El contrato que vd. recibirá, no lo entiende nadie.

(iii) El firmante del contrato será una persona con quien vd. nunca tendrá contacto, que representa a una empresa con quien vd. nunca tendrá contacto, y que además le advertirán que no puede contactar bajo el riesgo de que se caiga la operación. Obviamente, ello es así porque dicha persona no está firmando dicho contrato; están utilizando nombres de personas y entidades existentes, pero falsificándolas. Le voy a dar un ejemplo real de un cliente nuestro: recibió un contrato de emisión de BG firmado por el CEO de Sun Hung Kai. Sun Hung Kai existe, está en Hong Kong, cotiza en bolsa, y es una empresa muy potente. Pues bien, cuando nuestro cliente perdió todo su dinero y nos pidió comprobar que Sun Hung Kai había firmado dicho contrato, a fin de demandarles, puestos al habla con Sun Hung Kai nos confirmaron que ellos nunca emiten garantías bancarias, y que eran pasto de un fraude habitual consistente en que los timadores falsifican la firma del CEO de la empresa.

(iv) Cuando vd. pregunte a quienes le ofrecen la BG, si pueden ponerle en contacto con clientes anteriores, curiosamente le dirán que ello es imposible por política de protección de datos. Sorprendente, pues si un cliente de nuestro despacho desea referencias, estamos siempre encantados (previa petición de autorización) en ponerles en contacto con clientes nuestros.

(v) Generalmente el intermediario le hablará de millones de euros sin que él mismo tenga un gran patrimonio. Las reuniones siempre serán en cafeterías, hoteles, centros de negocio, o la empresa de vd., pues el intermediario, pese a manejar según él operaciones de millones de euros, no tiene ni siquiera una oficina propia.

(vi) Le hablarán de un procedimiento muy rápido: generalmente desde que vd. pague hasta que se monetice la garantía bancaria y vd. sea millonario, no pasarán más de 3 semanas. Sin embargo, una vez haya pagado, los plazos se irán alargando, y alargando, sine die, por que siempre faltará algo, una tontería, un papel: el oficial bancario estaba de viaje; el aplicante estaba malo; el ordenador se había estropeado; en la cuenta faltaba un número…o cualquier otra burda excusa, que hará que las semanas vayan pasando, los meses se vayan sucediendo, y al final, nunca habrá emisión ni tampoco recuperará su dinero.

(vii) Y como colofón de todo, cuando vd. quiera demandar para recuperar el dinero pagado, se encontrará con que: (1) vd. nunca firmó ningún contrato con el intermediario, por lo que él no tiene obligación de responder; (2) con quien haya firmado el contrato, o no existe, o si existe (como en el ejemplo de Sun Hung Kai) no habrá tenido nada que ver, pues además, vd. descubrirá que a quien ha transferido su dinero, no siquiera era con quien firmó el contrato.

En definitiva, todo estará tan liado y confuso, que al final no podrá demandar a nadie, y vd. habrá perdido su dinero, y lo que es peor, habrá malgastado varios meses persiguiendo un sueño que desde el principio era una mentira.

Nuestro despacho tiene una enorme experiencia en estos temas, y desagraciadamente, tras muchos casos atendidos durante más de 6 años, en todos hemos podido demostrar que era un timo. Ojalá vd. sea el primero en el que nos equivoquemos, y lo suyo no sea un timo.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
Call Now Button abogado empresa, abogados de empresa, abogado de empresas, abogados de empresas, abogados empresas, abogados de empresas en madrid, abogado empresas en madrid,abogado de empresa en madrid, abogado empresa madrid,